Miami: Terroristas marcan aniversario de la muerte de Bosch con un atentado

La Habana, 30 Abr. AVN.- Como resultado de la escandalosa tolerancia de las autoridades norteamericanas hacia el terrorismo de grupos mayameros, un atentado destruyó en la madrugada del viernes las oficinas de Airline Brokers, en el municipio Coral Gables, de Miami, una de las ocho compañías que organiza viajes a Cuba.

El acto terrorista ocurrió después de que la viuda de Orlando Bosh convocara públicamente a la conmemoración de su fallecimiento.

El crimen desencadenó un incendio tan intenso que la oficina recientemente renovada quedó "pulverizada, hecha escombros y cenizas", según la dueña de Airline Brokers, Vivian Mannerud, quien declaró no haber recibido ninguna llamada de los autores del atentado.

El acto terrorista ocurrió horas después de que la viuda de Orlando Bosch convocara públicamente a la conmemoración del fallecimiento de su marido. Bosch, fallecido en Miami el año pasado, fue jefe de la CORU, durante una década el grupo terrorista más peligroso del continente impulsado por la CIA.

Funcionarios relacionados con el caso, quienes pidieron el anonimato porque no estaban autorizados para hacer comentarios, dijeron a El Nuevo Herald que el fuego fue "deliberado" y no accidental.

Según la prensa local, Déborah Cox, portavoz de la oficina del inspector estatal de incendios, dijo que la causa del crimen estaba "siendo investigada" por el FBI, la Oficina de Alcohol, Tabaco y Armas de Fuego y el Departamento de Bomberos de Coral Gables.

Es de conocimiento público, en el sur de la Florida, que las autoridades judiciales locales, y notablemente el FBI, no solo no investigan ni persiguen a los terroristas cubanoestadounidenses, sino que los protegen, al punto de haber arrestado, enjuiciado y condenado a enormes sentencias de cárcel a Cinco antiterroristas cubanos infiltrados en sus filas.

Vivian Mannerud, propietaria y presidenta ejecutiva de Airline Brokers, afirmó que los investigadores, extrañamente, no le han dado indicación alguna sobre la causa del fuego.

Adriana Bosch habló en la emisora mafiosa Radio Mambí para informar que el sábado se celebraba un "homenaje" a Orlando Bosch "con motivo de cumplirse el primer aniversario de su fallecimiento".

La viuda de Bosch estuvo acompañada por Antonio Esquivel, presidente de la Junta Patriótica Cubana, promotora del evento. El 17 de febrero del 2006, el mismo Antonio Esquivel, junto a cabecillas y criminales terroristas como Tony Calatayud, del Congreso Nacional Cubano (CNC); Rodolfo Frómeta, de los Comandos F-4, y los "jefes militares" de Alpha 66, proclamaron la creación de un comité para "tumbar a bombazos" a la Revolución cubana.

El atentado tiene lugar en plena campaña electoral, cuando los candidatos tienen que tomar posición ante la cuestión de Cuba.

El presidente de un influyente comité legislativo del Senado norteamericano, Jeff Bingaman, afirmó que es EE.UU. el que está "desfasado" en su política exterior hacia Cuba. "Creo que hemos permitido que nuestra política hacia Cuba sea dictada por la comunidad cubanoamericana en este país, en vez de que la dicten los intereses nacionales de nuestro país", agregó Bingaman, presidente del Comité de Energía y Recursos Naturales del Senado.

En las décadas de 1970 y 1980, hubo decenas de atentados en Miami provocados por las distintas pandillas de terroristas cubanoamericanos que libraban una verdadera guerra.

En los años sesenta, la CIA creó una enorme "estación" en Miami donde se gastó decenas de millones de dólares en la creación de grupos terroristas que multiplicaban sus operaciones en territorio cubano. Asimismo, la agencia preparó a cientos de terroristas que luego usó, no solo contra Cuba, sino en distintos países latinoamericanos.

Luis Posada Carriles, agente de la CIA y coautor junto a Bosch de la destrucción en pleno vuelo de un avión cubano, es el más conocido de estos asesinos. Vive tranquilamente en Miami y no hay duda de que los autores del atentado del viernes están vinculados, de una forma u otra, a su círculo de "amistades".

Posada, un químico especialista en explosivos que nunca dejó de predicar el terrorismo, se ha jactado en varias oportunidades de sus buenas relaciones con el FBI.

Jean-Guy Allard AVN 30/04/2012 12:28
Compartir en Facebook