Gobernación de Miranda cuenta con tres días hábiles para reenganche de funcionarios bomberiles

Los Teques, 13 Sep. AVN.- La Gobernación de Miranda cuenta con tres días hábiles para el reenchanche de los siete funcionarios bomberiles que fueron despedidos de manera ilegal por participar en acciones de protesta para exigir reivindicaciones salariales en julio de 2012.

Así lo indicó el cabo segundo Roberto Rincón, uno de los siete funcionarios despedidos, quien relató que este jueves 12 de septiembre funcionarios de la Inspectoría del Trabajo del municipio Guaicaipuro, adscrito al Ministerio del Trabajo, hicieron entrega de la providencia administrativa número 039-2013-01-00707 a abogados de la Gobernación de Miranda en las instalaciones de cuartel central de Los Teques del Instituto Autónomo Cuerpo de Bomberos de Miranda.

"Ayer (jueves) se entregó el acta de reenganche bajo una providencia administrativa emanada por la Inspectoria de Trabajo por el despido ilegal que cometió la Comandancia de los Bomberos y la Gobernación de Miranda en contra de siete funcionarios que hicimos una huelga, levantamos el acta en con la presencia de los abogados de la Gobernación", explicó.

Recordó que la Gobernación a cargo de Henrique Capriles y la directiva de la institución bomberil ejercieron retalaciones políticas en contra de los funcionarios que participaron en la huelga de hambre del año pasado por exigir mejoras salariales y en la infraestructura, por lo que agradeció al Gobierno Nacional y al Ministerio del Trabajo defender los derechos laborales de los trabajadores.

"Este martes deben estar en sus antiguos puestos de trabajo. Esta norma benefició a los siete que fuimos destituidos por la Gobernacion y la comandancia corrupta quienes ejercieron una cacería de bruja y nos acusaron de violentos cuando nuestro único delito fue solicitar mejoras para los 1.600 bomberos. Le agradecemos al Gobieno Nacional y al Ministerio de Trabajo porque buscaron la forma de hacer justicia y de que no se atropellen nuestros derechos", señaló.

Los cabos primeros Ronald Perdomo, Erick Vera y Wilson Morales, el cabo segundo Roberto Rincón y los distinguidos Julio Rincón, Oliver Piñero y César Arana deben ser reincorporados a sus puestos de trabajo este martes; de no acatar este medida, la comandancia incurriría en sanciones contempladas en la ley Orgánica de los Trabajadores y las Trabajadoras (Lottt) en su artículo 532, que establece multa entre 60 y 120 unidades tributarias.

El artículo 538 establece sanción de arresto policial de seis a quince meses al patrono o patrona que incumpla la orden emanada por el Ministerio del Trabajo. "Esta pena, tratándose de patronos o patronas asociados o asociadas, la sufrirán los instigadores o instigadoras a la infracción, y de no identificarse a éstos o estas, se aplicará a los miembros de la respectiva junta directiva. El inspector o inspectora del trabajo solicitará la intervención del Ministerio Público a fin del ejercicio de la acción penal correspondiente", plantea el artículo.